jueves, 1 de octubre de 2009

Guillaume Faye

Como ya sabrán aquellos que hayan seguido la serie de comentarios del artículo anterior, Oberst Hessler me ha solicitado abrir una discusión acerca del pensamiento de Guillaume Faye. Le he pedido un texto sobre el asunto y me ha enviado el artículo que a continuación transcribo.
Por cierto, Oberst Hessler ha creado un interesante blog llamado Los genios opinan, que os animo a visitar.
____

Lo que me trae aquí, ante vosotros, es el debatir algunos cuestiones, para mí importantes, del pensamiento de Guillaume Faye (o tal vez Guillaume Fallo).
Digamos que Guillaume Faye, en algunos de sus escritos (hablo de memoria), parece atacar o más bien reprender a los revisionistas del "holocausto". Personalmente, tal y como lo veo yo y seguramente tal y como lo veréis vosotros, el "holocausto" es una de las cargas que soporta nuestra sociedad y que, por supuesto, no tendría qué soportar para recuperar la libertad. Las cargas son tanto económicas en el caso de Alemania, como de coacción y censura en el caso de que alguien se salga un ápice del discurso políticamente correcto.
Otro tema en el que tampoco me convence mucho Guillaume es en el asunto de mantenernos neutrales en el conflicto palestino-israelí. Nuestra sociedad se encuentra invadida por los medios de comunicación y las grandes multinacionales sionistas y, para poder realmente ser neutrales, tendremos que realizar un boicot a toda información y todo producto proveniente del lado israelí. Como podéis ver, el estar nosotros rodeados de las influencias sionistas prácticamente nos convierte en colaboradores de Israel, ya sea comprando un ordenador o unos yogures, situaciones en las que parte de nuestro dinero, gastado en esos productos, sirve para financiar a ese engendro de país llamado Israel. Considero que así la neutralidad no es posible.
Ya acabando, Guillaume Faye proporciona muy buenos argumentos para desenmascarar y combatir a varios de nuestros enemigos: islámicos, "multicultis", liberales y progres. Pero se olvida de otros que para mí son los líderes de los quintacolumnistas que tenemos a nuestra espalda. Muy poco he podido leer sobre los sionistas y su gran contribución al problema que tenemos, pero el papel que para mí juega el sionismo en nuestra desgracia es bastante mayor que el que juegan el resto de los otros grupos, ya que multicultis, liberales, progres, marxistas, feministas y demás ralea tienen como padres ideológicos a judíos.
Estas conclusiones acerca del pensamiento de Guillaume Faye, desde mi punto de vista, lo convierten en una persona políticamente correcta que intenta hacerse pasar por incorrecta. Si Guillermo estuviese tan realmente concienciado de nuestros males estaría combatiendo estos puntos que os expuse anteriormente.

Oberst Hessler

15 comentarios:

  1. La colonisation de l´Europe (francés)

    http://www.scribd.com/doc/5996959/La-Colonisation-de-lEurope-Guillaume-Faye

    Y en otros sitios.

    En Infokrisis, Ernest Milá ha emprendido la traducción al español.

    1ª parte

    http://infokrisis.blogia.com/2009/071606-la-colonizacion-de-europa.-guillaume-faye.-capitulo-i.-una-sinfonia-espanola.php

    Que yo sepa, sólo se encuentraban por ahí, hasta ahora, algunos pasajes en castellano.

    ResponderEliminar
  2. Que va Arjun tienes varios libros en español editados recientemente.

    Aqueofuturismo y Escritos por Europa.

    ResponderEliminar
  3. Aparentemente Faye está en la misma línea que Wilders, en lo concerniente al sionismo como deseable y hasta necesario aliado estratégico contra la islamización de Europa.

    Wilders y Faye me resultan bastante simpáticos, cada cual por su lado (basándome en lo que yo conozco de ambos, que no es demasiado). Ya es mucho que en una Europa de becerros algunos tengan la lucidez y el coraje de denunciar y combatir al enemigo, que no dudan en nombrar por su nombre: islam. Sin embargo pienso que en esta cuestión se equivocan. O por lo menos se meten en un camino inadecuado y hasta peligroso.

    El error de Faye es menos perdonable que el de Wilders, pues este es el dirigente de un partido, una organización política que pretende ganar terreno y llegar al gobierno de su país. De manera sincera o por cálculo político se ha aliado a sectores sionistas. Esto le permitirá desenvolverse con mayor soltura y posibilidades de éxito que sí tuviera a la judería contra él (vease el caso Le Pen, por ejemplo). El sionismo es un poderoso aliado, y es razonable pensar que es mejor tenerlo de amigo que de enemigo. Pero es un error pensar en los sionistas como aliados y amigos, pues no lo son. Nunca son amigos u aliados, sino amos en toda circunstancia, e intrigantes y manipuladores siempre.

    La posición de Faye es más reprobable, pues él es un intelctual que cuenta con seguidores y un cierto predicamento en los círculos identitarios europeos, pero no dirige ninguna formación cuyo intereses le lleven a aliarse con elementos de dudosa catadura para el bien de la causa. Me da la impresión que el desmarcarse de los revisionistas en matería de Holocausto y tender la mano a los sionistas (formulando la necesidad de aliarse con Israel en la lucha contra el islamismo) responde más que a convicciones profundas a la voluntad de cerrar ese frente y quitarse de encima un obstáculo de envergadura que le puede impedir progresar en el camino que llevan él y sus ideas.

    No me creo que un personaje como Faye sea sincero cuando dice que no entiende muy bien lo que pretenden los revisonistas, llegando a afirmar que no ha leído gran cosa sobre los trabajos de esta escuela, y que la cuestión de las cifras ha llevado a los revisionistas al extremo de negar la evidencia de un genocidio. Creo que de una manera bastante torpe y poco creible quiere apartarse de ese grupo de apestados llamados negacionistas, revisionistas, neonazis, etc, para no ser alcanzado por las salpicaduras de esa represión y ver su existencia y su carrera en aprietos...

    (Continúa)

    ResponderEliminar
  4. Me da la impresión que ha querido obtener con esa postura un certificado de respetabilidad para él y sus ideas, marcando bien las distancias con una escuela de historiadores e investigadores que van a seguir por un tiempo más en las tinieblas exteriores a las que los empujan los sectores sionistas y su servicio doméstico. Me parece evidente que un tipo como Faye, inteligente, informado y con una cultura notable, no es una persona a dejarse mistificar con cuentos de viejas. Pero no quiere meterse en ese terreno pantanoso, que muchas veces acaba en los tribunales, con penas de cárcel, con muchas puertas cerradas, la ruina económica, la soledad y el discrédito y hasta "accidentes" de dificil explicación...

    Creo que es un error, y grave, el buscarse aliados de la naturaleza del sionismo. El movimiento antiislámico está creciendo en Europa. Esto por fin se mueve, e irá a más. Veamos lo que ocurre en Holanda, en Austria, en Dinamarca, en Italia, en Suiza, en otros países. Son todos casos distintos sin duda, pero la máquina se ha puesto en marcha. Los sionistas ya se han dado cuenta de la dirección del viento. Y han empezado a colocarse en este movimiento, allí donde encuentran menos reticencias o más simpatías. Ya se han introducido en el partido de Wilders, no así en el partido del difunto Haider (sus éxitos crecientes indican que la alianza con el sionismo no es necesaria), y buscarán infiltrarse en todo cuanto partido u organización nacionalista u identitaria con posibilidades de progresar surja. Harán lo posible para traer el agua a su molino, y que estos europeos, que han empezado a moverse, trabajen (sin saberlo o sin que les importe) para los intereses de Israel y el sionismo. Estos los van a encuadrar y dirigir, de manera que siempre prevalezca aquello que los beneficie antes que la resolución de los problemas europeos.

    ResponderEliminar
  5. Oberst Hessler

    Me refería concretamente a "La colonización de Europa"

    ResponderEliminar
  6. Es muy interesante Arjun lo que acabas de exponer, pero tener como compañero al sionismo para mi es algo muy dificil de digerir.

    ResponderEliminar
  7. Iba a dar mi opinion de porqué Faye actúa de esa manera, pero Arjun se me ha adelantado, y seré explícito: por estrategia.

    Todos somos conscientes, del poder que actualmente tiene en las sociedades occidentales el lobby mundialista-sionista, por tanto, al señalarlo directamente con el dedo se corre el riesgo de que te censuren/marginen/ataquen/ desde todos los ángulos y resortes de poder (ejemplos hay una jartá). Por tanto Faye es muy inteligente al denunciar las consecuencias desastrosas en que se verán abocados los originarios pueblos europeos, aunque no delate a uno de los principales promotores del desastre. Él, supongo que emplea la estrategia identitaria de crear grupos afines, despertar consciencias con apego a lo propio, a las propias etnias europeas y su derecho a la autodefensa étnica integral: http://es.geocities.com/sucellus23/945.htm (reflexiones sobre Guillaume faye y la colonizacion de Europa, de obligada lectura), que lo demás, si esto primero se produce, devendrá después. Usando una de las lógicas de efecto-causa consistente en crear preocupacion por algo, en este caso despertar la conciencia identitaria (y en este sentido su labor es de lo mas meritoria), sabedor que acto seguido, quien se preocupa por algo (su preservacion etnocultural) hará lo posible por evitar que sea minada, es decir, cada grupo de personas racialmente conscientes buscará aquellos causantes de su debilidad (y ahí ya hay que ser autodidacta para ver al sionismo como uno de los causantes), puesto que si lo apuntara directamente, pasaría a ser otro represaliado. En definitiva, y segun sus palabras, lo que él hace es "proporcionar municiones ideologicas", en Faye no se puede aplicar ese dicho de que "el que calla otorga", ya que no otorga nada, simplemente no menta, pero no por dejar de mentarlo pierde integridad su discurso y sus escritos


    El Troll Oenegeta

    ResponderEliminar
  8. Creo que tenemos que repasar, al menos brevemente, la trayectoria de Guillaume Faye para situar los términos de la cuestión. En metapedia existe una pequeña biografía del personaje:
    http://es.metapedia.org/wiki/Guillaume_Faye

    Si nos fijamos bien en su biografía, a finales de la década de 1980 abandonó GRECE y la actividad metapolítica; al cabo de varios años volvió, pero ya sin el apoyo del grueso del movimiento identitario y nacionalista francés. ¿Con qué apoyos cuenta? Parece que ha mirado al este de Europa y ha encontrado allí gente que sigue su línea. También en Norteamérica, por lo que parece. Acusaciones graves insisten en la posibilidad de que se haya aliado con el sionismo por acción (y no solamente por omisión), en la práctica y en la teoría (con La nouvelle question juive). Sobre este asunto es pertinente la lectura de un breve artículo de discusión nuevamente en metapedia
    http://es.metapedia.org/wiki/Discusi%C3%B3n:Guillaume_Faye
    donde se dicen cosas como la que siguen:
    "En 2004, Le Journal de la France courtoise de Serge de Beketch publia le script d'une discussion enregistrée à l'insu de Guillaume Faye et laissant à penser qu'il ne croyait nullement à ce qu'il écrivait et qu'il était en contact avec le journaliste d'origine juive Serge Moatti".

    Con Arjun estoy plenamente de acuerdo, ya lo hemos hablado en alguna otra ocasión, y entiendo que también es la postura de Oberst Hessler, en que el sionismo no es un aliado posible para el nacionalismo europeo. Los sionistas y los judíos, que lo invierten todo, acabarían por infiltrarse totalmente en el movimiento y hacer que éste trabajara, no para sus propios objetivos nacionalistas, sino para los intereses judíos. Esto sin mencionar que este grupo étnico es uno de los responsables de la decadencia profunda en la que Europa se encuentra y de su situación de abatimiento y dominación por poderes exteriores. ¿Cómo aliarse con uno de tus mayores enemigos?

    Por otro lado, y en la línea de Troll Oenegeta, no podemos dejar de considerar los conceptos que Guillaume Faye ha creado y que tan útiles son al movimiento nacionalista europeo. En este sentido considero que, aún condenando sus nuevas alianzas, no podemos obviar y dejar de utilizar sus valiosos desarrollos teóricos anteriores. También tenemos que poner en valor su capacidad de responder al medio y situar, ahora, al Islam como el centro de nuestras preocupaciones nacionalistas en lo que se refiere a la colonización del continente. Pero, suponiendo que Faye simplemente quiera quitarse el pesado enemigo sionista de encima y facilitarse hacer su propio trabajo metapolítico, ¿le resultaría factible manipular de este manera, precisamente, a los judíos? Lo veo difícil y creo que si éstos entran en el juego es porque han visto un beneficio para sí mismos.

    Todo esta discusión acerca de Faye llama la atención, en mi opinión, sobre un problema de fondo: las alianzas de los nacionalistas más ortodoxos con aquellos grupos que tienen objetivos similares a corto plazo, pero no a largo plazo. Incluso con grupos sin objetivos similares pero que comparten el enemigo, siquiera circunstancialmente. ¿Cómo se articulan estas alianzas? ¿Son todas recomendables, posibles?

    ResponderEliminar
  9. Si alguien se sienta en una silla y en la silla hay una chincheta de punta, esa persona pega un bote hacia arriba por el pinchazo. El pinchazo ha sido máximo.

    Mi intención es desde hace tiempo que el pinchazo sea máximo, y es máximo cuando la reacción del enemigo es máxima, cuando pega un bote brusco y violento.

    La reacción es máxima cuando se dice toda la verdad, sin callarse nada. Y que la reacción sea máxima es la prueba de que se ha maximizado el trabajo.

    Guillaume Faye, una vez que adquirió fama, no tiene necesidad ninguna de no maximizar el trabajo. Si no lo hace, es culpable de eso.

    ResponderEliminar
  10. Dejándonos ir por la pendiente conspiracionista (la realidad a veces supera las mayores fantasías o las más descabelladas teorías), cabe incluso pensar si aquellos que han causado el problema o dispuesto las condiciones que lo han hecho posible, no lo han hecho a conciencia para después ofrecer la aplicación del remedio en beneficio propio. En otras palabras: crear una necesidad para después proponer los medios para satisfacerla; hacer un daño para después ofrecer la cura a través de la cual controlar el paciente. Un poco a la imagen de esa teoría conspiracionista que dice que las compañías farmaceúticas crean virus para mejor vender las vacunas correspondientes.

    Te inoculo un virus en el organismo que te va a hacer la vida imposible y después te doy el remedio para aliviarte y paso a ser dueño de tu cuerpo. Como la excelencia de un remedio es una calidad totalmente desdeñable cuando no estamos afectados por la enfermedad para la cual ha sido concebido, se provoca artificialmente la enfermedad para que la necesidad del remedio se impongan por sí mismo y sus beneficios sean percibidos empíricamente y no conocidos teóricamente. ¿De qué sirve una vacuna contra la gripe, por muy efectiva que sea, si no estoy engripado? No es su bondad lo que hará que un paciente se la ponga, sino la necesidad real del paciente de tomarla para curarse. Para que alguien aprecie la bondad de la vacuna y experimente la urgencia de tomarla deberá previamente sufrir los estragos de la enfermedad.

    Aplicando este razonamiento al objeto en cuestión, podemos concluir que la inmigración masiva de musulmanes a Europa y la consiguiente islamización obedecería a tres motivos (posiblemente a algunos más), desde un punto de vista conspiracionista de tipo sionista.

    (Continúa)

    ResponderEliminar
  11. 1- La inmigración musulmana (junto a otras inmigraciones) contribuye a la formación de una masa humana de gran envergadura que tiene por efecto el debilitar la identidad nacional de los países receptores y causarles todo tipo de inconvenientes y conflictos que los reducen al desorden y la impotencia. En esas condiciones los países son más vulnerables al dominio de poderosos grupos restringidos que reinan sobre una sociedad fragilizada y desnortada, sumida en la discordia permanente y el enfrentamiento entre las distintas facciones.

    2- Una vez instalado el conflicto, se hace sentir la necesidad de salir de él, de volver a situaciones más acordes con los principios elementales de una vida normal y segura. La maldad del islam experimentada a diario y en carne propia hace surgir la necesidad de poner remedio a ese daño. El islam y sus realidades no los vemos ya en la televisión, los tenemos en nuestras calles: hacemos el conocimiento empírico del islam a través de la inmigración musulmana y los problemas que nos genera. El movimiento de rechazo hacia el islam es en esa fase infiltrada en sus dirigencias por los sionistas para dirigirla en la dirección de sus intereses. La alianza con el sionismo es percibido en esos casos como un remedio bueno y deseable para combatir el mal que nos afecta. Pero mientras Europa no sufra lo suficiente, el remedio de la alianza con el sionismo generará algunas reticencias o incredulidades. (*)

    3- Al crearse en Europa una situación de parecidas características a la que vive Israel(conflictos con su respectivas poblaciones musulmanas, en perpetua insurrección), los europeos, abocados a un enfrentamiento inevitable con los musulmanes (que los sionistas han ayudado a hacer venir con sus ideas y su maquinaría mediática) se verán obligados a una solidaridad necesaria con Israel, forzada por la comunidad de intereses y la similar naturaleza de sus respectivos conflictos.

    (*) Si es necesario hacer aumentar en los europeos la percepción de la amenaza islámica y la urgencia de tomar medidas contra ella, no es de descartar atentados de falsa bandera atribuidos a los islamistas, para generar la necesidad impostergable de la "vacuna" ofrecida

    ResponderEliminar
  12. Eso es precisamente lo que creo los malditos sionistas nos meten en este problema y solo ellos lo pueden arreglar, pero tendremos que pagar muy caro el remedio.

    ResponderEliminar
  13. Arjun

    No veo tan increíble ese escenario que propones. La Historia está llena de conspiraciones de ese tipo. No hay que caer en el conspiracionismo (reducir toda la Historia a hechos de conspiración), pero tampoco podemos olvidar que existen élites que a veces deciden actuar en secreto para obtener un fin (y esto es una conspiración).

    Y aporto un ejemplo demostrado y bien documentado de lo que digo. La CIA financió el arte abstracto para luchar contra el comunismo (supuestamente). Está aquí:
    http://www.elmundo.es/papel/hemeroteca/1995/10/31/mundo/596546.html
    Otro ejemplo de conspiración es el que refiere Honsik en su libro "Adios Europa. El Plan Kalergi. Un racismo legal", de como tras la guerra, la misma CIA luchó en Austria contra la ópera (de gran tradición popular) y favoreció los clubes de jazz.

    Con todo esto quiero decir que el asunto de la existencia de conspiraciones de corto y medio alcance no puede ser negado.

    ____

    Respecto a tu hipótesis de trabajo añado dos cosas que me parecen igualmente plausibles:

    1) si tal conspiración fuera cierta, otro "motivo" o descarga de culpa para llevarla a cabo sería el tremendo odio (injustificado) que la mayor parte de la comunidad judía alberga contra Europa

    2) y más relacionado con el asunto que tratamos: si fuera cierta la hipótesis, muchos de los intelectuales y políticos anti-inmigración que apoyan al sionismo de forma sincera (y si es así, sinceramente), por acción u omisión, (casos de Guillaume Faye, si bien éste no puede ser reducido a la mera categoría de intelectual anti-inmigración, o Geert Wilders), actuarían como elementos manipulados por dicha conspiración (o tontos útiles).

    ResponderEliminar
  14. Pienso que gente como Wilders o Faya (en distintos campos o círculos), han decidido ir a lo más urgente, ya sea por convicción sincera o por oportunismo.

    Me imagino que el razonamiento de gentes como ellos puede ser algo así:

    "Si mantenemos una actitud hostíl, crítica o simplemente desapegada hacia el sionismo (que tiene vocación de controlar todo lo que ocurre en el planeta que afecte directa o indiretamente a sus intereses) , nos lo vamos a echar encima, con todo el poder que tiene. Si lo buscamos como aliado, contaremos con ese poder a nuestro favor.

    Pero si tanto respeto o temor les provoca el poder del sionismo, no pueden entonces inorar que ese poder también será utilizado para manejarlos a ellos.

    Por lo tanto, ya se trate de convicción o pragmatismo, uno y otro aceptan conscientemente el papel de "tontos útiles". O tal vez deciden jugar ese papel pensando en que podrán controlar la situación y neutralizar los intentos de ser dirigidos desde fuera.

    ResponderEliminar
  15. Creo que es muy gratuito llamar "tontos útiles" a Faye y a Wilders. No lo digo porque me parezcan simpáticos. Vamos a ver, todo esto es política y es normal que se fijen estrategias. Hitler también le era simpático a Europa, Hitler se llevaba de calle a todos... Pero cuando consiguió el poder salió el verdadero rostro del nazismo.

    Por otro lado, es de lamentar que no haya una referencia antisionsista clara, eso lo reconozco. Pero dichas referencias no saldrían ni en una televisión local; de hecho, existen y no salen.

    Así que es todo política, estrategia... o eso espero.

    Por otra parte, en cuanto a la neutralidad en el conflicto palestino-israelí... es una asunto muy complicado, porque ¿cómo defendemos a los musulmanes palestinos si les defiende Hamas, que defiende la reconquista de Al-Ándalus? Por supuesto, en cuanto a Israel, no digo nada porque ya sabemos todos, no tienen nada defendible, no les defendería por nada, ellos están allí ocupando unas tierras que fueron quitadas a los palestinos. Son unos usurpadores y unos victimistas. Así que… ¿neutralidad? Creo que no, pero hay que tener cuidado. No se puede estar con los palestinos ni con los israelíes, los dos son nuestro enemigo en cierto modo. No podemos caer en la trampa de que los palestinos nos parezcan dignos de defensa por ser víctimas de Israel, porque sería olvidar quienes les defienden y quienes les dan su apoyo. Hoy en día, estar del lado de Palestina es estar de lado de Al-Qaeda, Hamas, etc. La decisión es difícil. Mi posición es hostil hacia ese conflicto por todos los bandos. Es como si se mataran a palos una familia de gitanos… es algo que me da igual, que se maten… ¿es entonces mi neutralidad condenable? Aunque por supuesto, el abuso de poder de Israel es condenable pero… ¡¿con todo el poder que tiene los israelíes, armas y demás, por qué no han aplastado a los palestinos?! ¿No es evidente que a Israel le interesa el conflicto? ¿No es evidente que también le interesa a EE.UU. el conflicto?

    Hasta pronto.

    ResponderEliminar

No comentes si tu comentario no aporta nada o no es una pregunta pertinente.

No comentes si tu comentario no tiene relación directa con el tema del artículo en cuestión. Si consideras que tu comentario debe ser publicado, acude a la nube de temas (columna izquierda) y puede que encuentres un artículo y serie de comentarios relacionado con el tuyo.

No comentes si no eres capaz de tener criterio propio.

Si sigues pensando que es buena idea comentar aquí, lee esto antes.

Si vienes a provocar atente a las consecuencias. Muchos provocadores han huído de aquí ya escarmentados.